14 de agosto de 2022

Pasa En Tu Ciudad

Ciudad de México

AMLO vs. España: La reciente historia de desencuentros llega a su punto más álgido

11 minutos de lectura
Durante su habitual conferencia matutina, el Jefe del Ejecutivo federal se refirió a los negocios que las empresas españolas hicieron en México en pasadas administraciones, y consideró que aún ven a este país como “tierra de conquista y saqueo”.

Este miércoles, el Presidente Andrés Manuel López Obrador planteó establecer “una pausa” entre México y España. Al referirse al tema de las empresas españolas que han emprendido negocios en territorio nacional, dijo que la relación con estas compañía no pasa por su mejor momento, debido a que en pasados gobiernos había “un contubernio arriba, una promiscuidad económica-política en la cúpula de los gobiernos de México y de España”, y el primero “llevaba la peor parte, lo saqueaban”.

Ciudad de México, 9 de febrero (SinEmbargo).- El Presidente Andrés Manuel López Obrador planteó este miércoles establecer una pausa en la relación diplomática entre México y España, nación con la que el mandatario mexicano ha mantenido diferencias casi desde el inicio de su Gobierno.

Durante su habitual conferencia matutina, el Jefe del Ejecutivo federal se refirió a los negocios que las empresas españolas hicieron en México en pasadas administraciones, y consideró que aún ven a este país como “tierra de conquista y saqueo”.

“A mí me gustaría que hasta nos tardáramos en que se normalizara [la buena relación entre México y las empresas españolas] para hacer una pausa, que yo creo que nos va a convenir a los mexicanos y a los españoles, desde luego al pueblo de México y al pueblo de España, hacer una pausa en las relaciones”

“Porque era un contubernio arriba, una promiscuidad económica-política en la cúpula de los Gobiernos de México y de España, pero como tres sexenios seguidos, y México llevaba la peor parte, lo saqueaban”, afirmó el mandatario, quien consideró que sería conveniente “darnos un tiempo, una pausa. A lo mejor ya cuando cambie el gobierno ya se restablecen las relaciones y yo desearía, ya cuando no esté yo aquí, que no fuesen igual como eran antes”.

“Vamos a darnos tiempo para respetarnos, para que no nos vean como tierra de conquista”, expresó el Presidente mexicano.

En respuesta, el Ministro de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación de España, José Manuel Albares, manifestó su “sorpresa” tras las declaraciones “súbitas” del Presidente mexicano. “Acabo de conocer las declaraciones de Obrador sobre una pausa en las relaciones con España y por supuesto lo que voy a hacer es verificar cuáles son las declaraciones y el alcance”, ha manifestado este miércoles desde Lyon (Francia) el titular de Exteriores en declaraciones a la prensa.

La postura de López Obrador se suma a una serie de cuestionamientos que ha hecho a España en sus tres años de gestión y que han desatado polémica en ambas naciones.

EL RECLAMO POR LA CONQUISTA

El 25 de marzo de 2019, por ejemplo, el Presidente dio a conocer que envió una carta al rey Felipe VI de España y otra al Papa Francisco, para que ambos ofrecieran perdón a los pueblos originarios de México por las matanzas y la imposición que se dio hace 500 años durante la Conquista.

“Envié ya una carta al Rey de España y otra carta al Papa para que se haga un relato de agravios y se pida perdón a los pueblos originarios por las violaciones a lo que ahora se conoce como derechos humanos. Hubieron matanzas, imposiciones, la llamada Conquista se hizo con la espada y con la cruz, se edificaron las iglesias arriba de los templos”, dijo el mandatario federal a través de un video desde Comalcalco, Tabasco.

La misiva fue enviada en el marco de la celebración de los 500 años de la caída de Tenochtitlán y los 200 años de la independencia de México, que se conmemoraron en 2021, año al que consideró como el de la “reconciliación histórica”. “Fue lamentable lo que pasó con el exterminio a los yaquis, a los mayas, incluso el exterminio a los chinos en plena Revolución Mexicana, desde el Porfiriato. Entonces tenemos que pedir perdón”, agregó en el clip.

De inmediato, el Gobierno de España reaccionó a la petición del Presidente de México, misma que rechazó “con toda firmeza”, y aunque lamentó que el contenido de la misiva se haya hecho público, reiteró su disposición “para trabajar conjuntamente con el Gobierno de México y continuar construyendo el marco apropiado para intensificar las relaciones de amistad y cooperación existentes entre nuestros dos países, que nos permita afrontar con una visión compartida los retos futuros”.

En una nota remitida a la agencia española EFE, las autoridades de la nación europea opinaron que “la llegada, hace quinientos años, de los españoles a las actuales tierras mexicanas no puede juzgarse a la luz de consideraciones contemporáneas”, y consideraron que “nuestros pueblos hermanos han sabido siempre leer nuestro pasado compartido sin ira y con una perspectiva constructiva, como pueblos libres con una herencia común y una proyección extraordinaria”.

Un día después, el 26 de marzo de 2019, López Obrador reviró a las declaraciones de las autoridades españolas y afirmó que su administración no dio a conocer el contenido de la carta que les envió el 1 de marzo de ese mismo año, “por respeto a que ellos tuvieran el tiempo de revisarla, de analizarla, y luego darnos una respuesta”, dijo en ese momento.

“Ayer contestó el Gobierno de España sobre una carta que enviamos, que dicho sea de paso no dimos a conocer, como ellos sostienen. Les falló en ese sentido, con todo respeto. No dimos a conocer nosotros la carta”, aseguró el tabasqueño, con lo que confirmó que sí envió las misivas, tanto al Rey Felipe VI como al Papa Francisco. “Entonces rechazaron lo que les estamos planteando en la carta que no hemos publicado”, reiteró.

Asimismo, insistió en la importancia de la memoria histórica, por lo que incluso aclaró que su petición no pretende buscar algún enfrentamiento, sino sacar a la superficie esa parte de la historia y “que todos podamos pedir perdón y reconciliarnos”.

“Con esto se va a saber qué sucedió hace 500 años; cómo se vieron los hechos; si hubo agravios o no hubo agravios; si como estamos planteando es necesario pedir perdón y comenzar una etapa nueva de reconciliación y de hermandad; si pensamos que todo fue fortuito, que no hubieron violaciones a los que ahora llamamos derechos humanos”, añadió.

Fue hasta el 11 de enero de 2021 cuando el propio mandatario mexicano dio a conocer el contenido de la carta, en la que exigió al Estado español ofrecer una disculpa al pueblo de México por los crímenes cometidos durante la Conquista, los cuales, anunció, serían enlistados y se los haría saber al rey de esa nación.

“El Gobierno de México propone a su majestad que trabaje a la brevedad, y en forma bilateral, en una hoja de ruta para lograr el objetivo de realizar en 2021 una ceremonia conjunta al más alto nivel; que el Reino de España exprese de manera pública y oficial el reconocimiento de los agravios causados y que ambos países acuerden y redacten un relato compartido, público y socializado…”, se indicó en la misiva que López obrador leyó durante su conferencia matutina.

Carta integra que el Presidente Andrés Manuel López Obrador envió al rey de España, Felipe VI. Foto: Especial

En el documento, se recordó la conmemoración de los 500 años de la caída de Tenochtitlán y los 200 años del movimiento de Independencia. “Nos encontramos en un periodo en el que resulta ineludible la reflexión ante hechos que marcaron de manera decisiva la historia de nuestras naciones y que aún generan encendidas polémicas en ambos lados del océano”, se agrega en la misiva.

“La incursión de Cortés a nuestro territorio fue, sin duda, un acontecimiento fundacional de la actual nación mexicana, sí, pero tremendamente violento, doloroso y transgresor. La Conquista se realizó mediante innumerables crímenes y atropellos, así lo aprueban los cargos fincados por la justicia española al propio Cortés”, se describió en la carta, en la que también se precisó que “tanto en la Conquista, como en el proceso de colonización, ocurrieron innumerables violaciones a las leyes encantes vigentes.

Describió que “se impuso la fe, se construyeron templos católicos sobre antiguas pirámides. Se instaló la esclavitud”, además de que “se realizó un sostenido saqueo de las riquezas naturales. Se impuso la lengua castellana y se destruyó de manera sistemática a las culturas. Se vulneraron derechos”, por lo que el Gobierno de México enfatizó que estos actos deberían “asumirse como atentados a los principios que rigen a ambas naciones”.

Carta integra que el Presidente Andrés Manuel López Obrador envió al rey de España, Felipe VI. Foto: Especial
Carta integra que el Presidente Andrés Manuel López Obrador envió al rey de España, Felipe VI. Foto: Especial

“ACTUARON CON SOBERBIA”

Ante la negativa de España de ofrecer disculpas a los pueblos originarios de México, el 11 de septiembre de 2021, el Presidente López Obrador calificó de soberbio al Gobierno del país ibérico. “Actuaron creo que con soberbia”, expresó el tabasqueño durante un evento en Mazatlán, Sinaloa, en donde propuso al Gobernador saliente, Quirino Ordaz Coppel, como nuevo Embajador de México en España.

“Les planteamos de manera muy respetuosa que ofrecieran disculpas, sobre todo la monarquía, por lo que se llevó a cabo de manera abusiva en nuestro país con las comunidades originarias, la represión que hubo, los asesinatos masivos, el exterminio, pues ellos no lo entendieron así, se sintieron ofendidos, actuaron creo que con soberbia”, comentó.

Al proponer a Ordaz Coppel como Embajador en el país europeo, López Obrador detalló que tendría la encomienda de ayudar a restablecer “por completo y en muy buenos términos las relaciones con España, que son de todo tipo, principalmente de amistad con el pueblo español”.

“Tenemos en España buenas relaciones, a veces no como quisiéramos, con malos entendidos, pero yo aspiro a que se restablezcan por completo las buenas relaciones con España”, enfatizó el mandatario federal, quien subrayó que la misión del exgobernador priista sería “restablecer las relaciones a plenitud entre México y España, a partir del respeto mutuo, que no nos vean como actuaban, porque se lo permitían los Gobiernos neoliberales, que no nos vean como tierra de conquista”.

Una semana antes de estas declaraciones, el presidente del partido español de ultraderecha Vox, Santiago Abascal, llegó a México, en donde se reunió con militantes del Partido Acción Nacional (PAN), con quienes firmó un pacto “anticomunista” conocido como la Carta de Madrid. En referencia a este acontecimiento, López Obrador expresó su deseo de que la etapa conocida como “franquismo” no vuelva a emerger.

En el evento en Mazatlán, Sinaloa, el Presidente mexicano recordó que“España es uno de los países con más inversión en México y relaciones políticas que siempre se han tenido, sólo interrumpidas durante el franquismo, que esperemos que ya no siga retoñando”.

Sobre el nombramiento de Ordaz Coppel, que se anunció desde el año pasado, y ante los cuestionamientos de la dilación del Gobierno de España en dar su beneplácito, el pasado 19 de enero, el Presidente López Obrador se dijo confiado en que ese país aceptara el nombramiento del exgobernador de Sinaloa como representante de México, algo que ocurrió hasta el 28 de enero.

“Hoy fue un día muy importante para Sinaloa, nuestro presidente @lopezobrador_ regreso al estado para supervisar el avance en el equipamiento de lo que será el nuevo Hospital Pediátrico de Sinaloa”, dijo el entonces Gobernador sobre la visita del mandatario federal. Foto: Twitter Quirino Ordaz, @QuirinoOC

“Va bien, es un proceso tarda, pero no ha habido ninguna notificación del Gobierno de España de que no acepten a Quirino Ordaz como Embajador. Yo creo que ya en unos días más se va a dar el beneplácito, no hay ningún motivo para que no se acepte”, comentó en su conferencia de prensa luego de que varios de sus opositores especularan que habría un conflicto con el Gobierno español.

Por ello, aseguró que la relación entre ambas naciones “están bien”, aunque reconoció que han habido discrepancias, especialmente porque España no aceptó ofrecer una disculpa a los pueblos originarios por la Conquista, a lo que se ha sumado el tema de las empresas españolas que han establecido negocios en territorio mexicano.

LAS DENUNCIAS CONTRA LAS ENERGÉTICAS

Esta situación ha sido una constante en las declaraciones del Ejecutivo federal, específicamente a las compañías energéticas y de la construcción, a las que ha señalado por ver al país como “tierra de conquista y saqueo”. Asimismo, ha cuestionado las prácticas de exlíderes políticos del país europeo, por trabajar en empresas energéticas luego de haber dejado sus cargos públicos.

El 5 de noviembre de 2021, el tabasqueño comparó a “los de arriba” en España con Hernán Cortés, en referencia al saqueo que éste hizo durante la Conquista, ya que desde su perspectiva, las empresas dedicadas al ámbito energético y de la construcción hicieron lo mismo en los sexenios de Vicente Fox (2000-2006), Felipe Calderón (2006-2012) y Enrique Peña Nieto (2012-2018).

“Los de arriba [de España] son como cuando vino Cortés y nos invadieron, desde que llegaron se quedaron con el tesoro de Moctezuma”, manifestó el mandatario en su conferencia matutina, en la que recordó presuntos actos de corrupción de estas compañías.

“Esa mentalidad es la de todavía algunos de los de arriba, de los potentados, no del pueblo español, que es un pueblo trabajador, progresista, que merece todo nuestro respeto, toda nuestra admiración”, aclaró.

“Todas españolas, yo no sé por qué tanta complacencia con los españoles, me refiero con los de arriba de España, con el poder”, reiteró López Obrador, quien también criticó a los exlíderes políticos españoles, quienes, afirmó, después de terminar su etapa en algún partido laboran en empresas energéticas.

“De allá vino también eso, de que terminaban en el Partido Popular (PP) o en el Partido Socialista Obrero Español, el PSOE, y pasaban a las empresas, expresidentes, por eso aquí empezó a verse normal”, sostuvo.

En específico acusó a empresas como RepsolOHL e Iberdrola de saquear al país, ejecutando así una especie de segunda conquista.

El mandatario consideró el 19 de enero pasado que en estos sexenios  existía una supervisión laxa de las empresas españolas que se encontraban operando en México, las cuales violaban o incumplían con los ordenamientos legales establecidos sin sufrir las consecuencias que sus acciones implicaban. Una de las irregularidades que cometieron las empresas españolas, dijo, fue crear las denominadas “sociedades autoabasto”, que se encargaban de comerciar la energía generada a pesar de que su nombre indicara lo contrario.

– Con información de EFE y Europa Press

Puede que te hayas perdido

1 minuto de lectura
1 minuto de lectura
1 minuto de lectura
Copyright © Todos los derechos reservados. | Newsphere por AF themes.